Qué es un Asesor Financiero

Debajo encontrarás respuesta a muchas preguntas que posiblemente te estés haciendo, como qué tipos de asesor financiero hay en España, si hay regulaciones al respecto, qué ventajas obtienes a través de los servicios de un asesor para tus finanzas y ahorros, cómo elegir un buen profesional que te asesore en tus finanzas o patrimonio, etc. Espero que esta información te sea útil.

Pincha en el siguiente enlace, si lo que quieres es saber más concretamente  qué es un asesor financiero independiente.

La verdad sobre los asesores de nuestro banco (no independientes)

asesor bancario comercialización productos

El asesor bancario se dedica a la comercialización de productos

De la Unión Europea, los españoles son de los que más recurren al asesoramiento financiero a la hora de decidir sobre sus inversiones, ahorros y planificación patrimonial. Sin embargo, también somos los que más nos dirigimos a nuestro banco para asesorarnos.

Hemos de tener en cuenta que si recurrimos al asesoramiento de un banco para nuestras finanzas, en la mayoría de los casos el «asesor» es en realidad un comercial que tratará de vendernos productos que les benefician a ellos. Esto no es asesoría, sino comercialización de productos bancarios. Una actividad totalmente legítima, pero distinta del asesoramiento.

En España existe ya la figura del asesor financiero independiente y también empresas que nos asesoran sin intereses comerciales, ya que cuanto más nos beneficiemos nosotros, mejor les irá a ellos. Estas empresas se llaman EAFI, Empresa de Asesoramiento Financiero, son independientes, y están avaladas por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Una vez aclarado lo anterior, pasamos a contestar algunas de las preguntas más frecuentes acerca de la asesoría financiera.

Qué es un Asesor Financiero

En España, la figura del asesor financiero como la conocen en Europa, es todavía algo desconocida. En muchos otros países, sin embargo, es impensable no tener un asesor financiero personal. En España este profesional empieza a ser más conocido y utilizado. Un asesor financiero es un profesional experto que da respuesta a tus necesidades de ahorro, financiación, inversión y más allá. Por ejemplo, puede aconsejarte sobre qué hacer en caso de separación o viudedad; o si vas a recibir una herencia que no sabes muy bien cómo manejar.

Lo mismo que se acude a un abogado cuando se tiene un problema legal, es importante contratar los servicios de un asesor si se quiere tener una buena planificación patrimonial. El asesor conoce y analiza el producto que adquieres para que se adapte a tus necesidades.

Uno de los problemas de la crisis financiera que hemos vivido, es que muchos inversores contrataron productos que no conocían. Aunque el lenguaje financiero puede ser un poco complicado, tu asesor  deberá explicarte bien qué estas adquiriendo. Su labor es hacer comprensible y en un lenguaje accesible qué activo vas a tener en cartera. Sin un conocimiento total del activo, no lo adquieras. De hecho, la legislación está siendo muy estricta y, por ello, tu asesor te hará una serie de tests (KYC) para que te puedas asegurar si eres consciente de los riesgos que asumes.

En definitiva, el asesor financiero personal es un profesional especializado en el campo de las finanzas que puede ayudarnos a elegir correctamente los mejores movimientos a realizar con nuestro dinero y patrimonio. Dependiendo de tus necesidades, un asesor siempre hará todo lo que esté en su mano para que el resultado final sea el más favorable para ti.

Desde el 1 de enero de 2018, todos los asesores financieros deben poseer alguno de los certificados homologados dentro de Europa. (a continuación, tienes un enlace al listado de certificados homologados por la Comisión Nacional del Mercado de Valores CNMV).

Tipos de Asesores Financieros

Hay asesores financieros que trabajan para un banco concreto, ofreciendo una amplia gama de productos y servicios solamente de esa entidad; y otros que trabajan independientemente, ofreciendo productos y servicios de diferentes entidades con las que trabajan. Veamos estas diferencias un poco más detalladamente:

Asesores Financieros No Independientes / Agentes Financieros

Este tipo de asesores trabajan en exclusiva para una sola entidad financiera que presta servicios de inversión, manteniendo una relación laboral.

La entidad inscribe a los agentes financieros en el registro de la CNMV y estos deberán cumplir las normas y procedimientos internos de la entidad. Asimismo, la ley exige que “las personas que ejerzan esta profesión gocen de honorabilidad y experiencia suficientes para asegurar la gestión adecuada y prudente de la empresa de inversión” (art. 9).

Los Agentes / Asesores Financieros no podrán recibir de los clientes instrumentos financieros o dinero, honorarios, comisiones o cualquier otro tipo de remuneración del cliente.

Las opciones, al trabajar con una sola entidad, serán más limitadas.

El asesor tampoco debe controlar el dinero del cliente. Su función es dar consejos adaptados a cada cliente, no gestionar ni manejar su capital, ya que no tiene la potestad de firmar órdenes de compra o de venta de activos. Esa función es del cliente, que es quien, tras recibir el asesoramiento, decide qué hacer y lleva a cabo las operaciones oportunas. Sin embargo, sí puede delegar la gestión de su cartera de inversiones con la entidad financiera.

Asesores Financieros Independientes (EAFI)

Las EAFI quedan reguladas en: Ley 47/2007 del 19 de diciembre, que modifica la ley 24/1988 de 28 de julio del Mercado de Valores. Real Decreto 217/2008 de 15 de febrero sobre el régimen jurídico de las empresas de servicios de inversión. Circular 10/2008, de 30 de diciembre, de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, sobre las empresas de asesoramiento financiero.

tipos de asesor financiero

Tipos de asesor financiero

Requisitos financieros: La diferencia de este tipo de sociedad de inversión con el resto de sociedades de inversión es que (art. 4 de la directiva 2004/39/CE) las EAFI se pueden constituir por personas físicas o jurídicas.

Los asesores financieros independientes (EAFI) tienen una estructura abierta con sus recomendaciones, lo que nos permite operar y ofrecer los servicios de varias entidades financieras, mejorando su independencia y libertad al ofrecer producto a sus clientes.

El asesor financiero independiente nunca se va a guiar por intereses comerciales ya que ni es un comercial, ni tiene ningún compromiso con ninguna entidad. Igualmente, un asesor independiente siempre debe actuar de forma honrada y buscando el interés del cliente. Uno de los caminos de su buen hacer es que tenga un código de conducta o un código deontológico, que pueda consultar el cliente.

El agente financiero independiente te aconseja, no sobre lo que más le conviene al banco, sino lo que más te conviene a ti como persona y cliente, ya que tu asesor quiere seguir siéndolo cuanto más tiempo, mejor.

¿Cuándo deberías contactar con un asesor?

Examina este listado para saber si te encuentras en alguna situación en la que te beneficiaría consultar a un asesor. En él te indico algunas situaciones o motivos comunes por los que podrías necesitar un asesor.

  • Hacer un plan de ahorro para tu retiro
  • Gestionar una herencia o algún otro dinero inesperado
  • Financiar los impuestos de una herencia.
  • Prepararte para contraer matrimonio o divorciarte
  • Planificar financieramente las necesidades de un nacimiento o la adopción de un hijo.
  • Enfrentar crisis financieras
  • Hacer una mejor distribución financiera de tu patrimonio.
  • Cuidar a tus padres ancianos
  • Comprar una vivienda
  • Ahorrar para la educación de tus hijos

¿Hay algún motivo que se ajuste a tu situación actual? Entonces posiblemente necesites un asesor. Si tus inversiones o patrimonio son superiores a 200.000€, ponte en contacto conmigo.

¿Para qué solicitar los servicios de un asesor? Objetivos y beneficios

tipos de asesores financieros

Aquí trato de dar respuesta a cuáles son los objetivos y beneficios de consultar a un asesor o agente financiero y solicitar sus servicios.

OBJETIVOS DE UN SERVICIO DE ASESORÍA FINANCIERA

  • Poder fijar metas financieras y personales
  • Poder evaluar tu estado financiero
  • Desarrollar un plan coherente y realista para que puedas llevar a cabo tus metas financieras
  • Poner en marcha tu plan de acción y realizar el seguimiento correspondiente
  • Mejor protección de tu patrimonio frente a una situación de divorcio.
  • Hacer frente a los impuestos de sucesiones frente a una herencia y no tener que renunciar.
  • Proteger el patrimonio de los sucesores antes de que aparezcan problemas de suspensión de pagos de la empresa familiar o con los acreedores.

BENEFICIOS DE UN SERVICIO DE ASESORÍA FINANCIERA

  • Objetividad en la información. El único interés del asesor es buscar el mejor producto para el cliente.
  • Análisis global de la situación económica, teniendo en cuenta su situación familiar, los hijos, su expectativa de gastos futuros, estudios, etc.
  • Planificación fiscal plurianual no sólo para este ejercicio, sino extendida a varios años.
  • Reducción de los costes bancarios del cliente, estableciendo un acuerdo marco con la entidad financiera, para reducir las comisiones de intermediación, gastos por transferencias, custodias, etc.

¿Cómo elijo un buen asesor financiero?

cómo elegir un buen asesor financiero

¿Cómo elijo un buen asesor financiero? ¿Necesito uno independiente o no?

EFPA España ha elaborado un documento que recoge algunos trucos que ayudarán a un cliente particular a elegir el mejor asesor financiero:

  • Un perfil, unos productos. Un buen asesor debe conocer perfectamente el perfil de su cliente (riesgo, capacidad inversora, situación personal, etc.) y nunca le recomendará productos que no se adapten a sus necesidades.
  • Sin prisas ni presiones. Un asesor responsable no apremiará a su cliente para que firme algo de lo que no está totalmente convencido. Una frase como «la oferta de este producto termina mañana» debería despertar las alertas del inversor.
  • Información por escrito. Un asesor responsable y ético le facilitará a su cliente toda la información del producto financiero por escrito, para que pueda estudiarla y revisarla con calma: posibles comisiones, las penalizaciones, los cargos, las tasas de interés, los riesgos, etc.
  • Varias alternativas para el cliente. El asesor no se empecinará en ‘colocar’ ciertos productos. Si el cliente no está convencido, se le pueden proponer varias alternativas acordes con su perfil y siempre aclarando las ventajas e inconvenientes que entraña cada opción.
  • Asesor cualificado vale por dos. Un asesor debidamente formado puede suponer una gran diferencia económica para el inversor, al optimizar sus decisiones y evitarle decisiones de ahorro equivocadas.
  • Lenguaje sin tecnicismos. Un asesor personal debe ser capaz de explicar sus recomendaciones financieras en un lenguaje correcto, pero que el cliente entienda y no escudarse en tecnicismos para obviar otros aspectos.
  • Responsabilidad compartida. Es recomendable que el cliente se interese por el fomento de su cultura financiera. Al fin y al cabo, será el que tome la última decisión de inversión, después de conocer las distintas alternativas que se le presentan.
  • Actualización constante. El asesor financiero debe estar al día de todos los movimientos del mercado y tenerlos en cuenta a la hora de proponer las mejores alternativas de inversión a su cliente.

¿Qué dicen los medios sobre los asesores financieros?

A continuación, te dejo unos artículos de medios nacionales que hablan de los asesores financieros. Creo que es importante tener información objetiva a la hora de tomar cualquier tipo de decisión.

La Voz de Galicia: Evitamos errores financieros al cliente y eso me apasiona. Artículo que empieza con un caso real sobre el padre de Ivonne Pousa (Tomiño, 1976), quien tuvo que dejar su trabajo en el astillero Barreras por una enfermedad.

El País: Un entrenador personal para tu ahorro. En este artículo el autor describe por qué un asesor de este tipo se está convirtiendo en esencial.

Revista Cinco Días: 5 Signos de que necesitas un asesor financiero. El autor detalla esos 5 signos, aunque podrían haber sido unos cuantos más, en mi opinión.

El Mundo: Cómo tener nuestras finanzas en buenas manos. En los momentos críticos, es difícil tomar decisiones acertadas, pues estamos involucrados emocionalmente. Un asesor financiero puede ayudarte a tomar las decisiones que sean más beneficiosas para ti, de forma objetiva.